14.6.13

CARTA POR LA CIENCIA

CIENTIFICOS ESPAÑOLES TOMAN LAS CALLES EN TODA ESPAÑA

Miguel G. Corral | Madrid

“En el salón de actos de la sede madrileña del Consejo Superior de Investigaciones Científicas no cabía ni un alfiler. Los representantes del colectivo Carta por la Ciencia, que agrupa a las sociedades científicas españolas, las universidades, los sindicatos y distintos grupos y asociaciones de científicos, hacían una lectura de la segunda carta por la ciencia que poco después tratarían de entregar en el Ministerio de Economía y Competitividad (del que depende la I+D+i en España). Pero, como una metáfora de la sangría de cerebros que se está produciendo hacia el extranjero, los cientos de investigadores que no tuvieron espacio para entrar en el salón de actos se agolpaban en el hall y en el exterior del edificio del CSIC. Un grupo de científicos ataviados con bata blanca, maletas y grandes cerebros pintados sobre sus cabezas a modo de sombrero sostenían ante la puerta de la institución una pancarta que rezaba: "Falta país para tanto cerebro".

 

 

El texto elaborado por el colectivo de científicos, y que ha sido firmado por unas 45.000 firmas, pretende "reiterar a la sociedad española el mensaje de que con I+D+i hay futuro" y plantea una serie de demandas al Gobierno para "evitar el colapso del sistema de I+D+i". Pero en el Gobierno nadie estaba por la labor de recibir el mensaje. Y tras una marcha en la que los investigadores, acompañados por ciudadanos y políticos, como Soraya Rodríguez, portavoz del grupo parlamentario socialista, o Juan López de Uralde, portavoz del partido verde Equo, nadie ha salido a recibir a los científicos y recoger la carta y las firmas.

Carlos Andradas, presidente de la Confederación de Sociedades Científicas de España (Cosce), ha asegurado que "no es ya que los científicos se sientan huérfanos, sino que el Gobierno desprecia la ciencia". Y ha recordado que el colectivo había solicitado previamente que algún representante de la cartera les recibiera y recogiera el mensaje firmado por decenas de miles de ciudadanos, algo que sí ocurrió en 2012, cuando se entregó al primera carta por la ciencia en la sede de Presidencia del Gobierno.

La marcha lucía como una marea roja debido a las camisetas rojas con el lema "Sin ciencia no hay futuro" que llevaban buena parte de los manifestantes. Entre las pancartas que podían leerse destacaban las muchas portadas por científicos jóvenes que decían: "Si se destruye nuestra ciencia, se destruye nuestro futuro".

Rodríguez, la portavoz del grupo parlamentario socialista, aseguró a Efe que se ha producido un "retroceso histórico" con el Gobierno del PP en la inversión en I+D+i, y ha advertido de que "sin investigación no se sale de la crisis".

Los representantes del colectivo de la Carta por la ciencia le leyeron públicamente a los asistentes a la movilización los correos electrónicos cruzados en los últimos días con el Ministerio de Economía y Competitividad para entregar la carta.

A la solicitud un encuentro con Luis de Guindos para hacerle entrega de la Carta y las firmas, la respuesta fue: “Acusamos recibo de su petición de audiencia del pasado 6 de junio con el fin de hacernos entrega de la “Segunda Carta Abierta por la Ciencia”. Lamento informarle de que el día 14 de junio, el Ministro tiene un compromiso internacional que le impide recibirles. Igualmente, la Secretaría de Estado de I+D+i tiene programado otro acto, en este caso con presencia de la Casa Real, que también le impedirá atender su solicitud. Tan pronto recibamos la carta, se la haremos llegar al Ministro a los efectos oportunos”.

 

A continuación, el colectivo solicitó aclaraciones acerca de la entrega de la carta: “Gracias por la contestación. ¿Entiendo que no habrá nadie del gabinete del Sr. Ministro para recibir la Carta? En este caso, ¿se la subimos a algún despacho o debemos dejarla en el Registro General? Muchas gracias por su atención”.

En respuesta, la secretaria del Ministerio de Economía y competitividad aclara. “Rogamos entreguen la carta en el Registro General del Ministerio de Economía y Competitividad, allí le ponen un sello de entrada con fecha de hoy y nos la remiten a esta Secretaria del Ministro”.

La conclusión de los convocantes de la carta es que “Estamos huérfanos de un ministro que se preocupe de I+D, estamos en manos de gente que desprecia la ciencia”.

Publicar un comentario